Ébano Consultores SAS

La industria cannabica se potencia en Colombia

El país se abre camino en este sector emergente, teniendo grandes posibilidades de convertirse en un líder regionals

Foto: Canva

Este 8 de marzo se envió la primera exportación de marihuana medicinal a México, exportación que, sumada a las múltiples realizadas a Canadá y Estados unidos, abre oportunidades internacionales a la industria cannabica en el proceso de reactivación económica que vive el país.

La legalización del uso y consumo recreativo y medicinal en gran parte del mundo ha generado un aumento de la demanda mundial, y Colombia puede ser un gran beneficiario de ello. Las condiciones ambientales son propias para el cultivo, la legislación para el uso médico y científico ha avanzado en los últimos años, y la exportación de semillas y cosméticos a base de este producto continuó en aumento en el 2020. Incluso el Covid-19, que en un inicio trajo caída de los precios internacionales, generó un contexto favorable para el uso medicinal del cannabis; esto último gracias a su efectividad en el tratamiento de pacientes que, por el contexto de aislamiento obligatorio y la contingencia en el sistema de salud, han visto agravados los síntomas de sus enfermedades.

Según Fedesarollo, la industria cannabica tiene la posibilidad de potenciar distintos eslabones del aparato productivo nacional. Desde pequeños cultivadores, productores y comercializadores, pasando por trabajadores rurales que viven en zonas ampliamente golpeadas por el conflicto, hasta el desarrollo científico y tecnológico que puede producir la ingeniería agrícola propia del proceso y/o la investigación de nuevos usos medicinales. En otros países de Latinoamérica también hay avances en despenalización y producción, sin embargo, Colombia ha logrado una notable ventaja en materia de legislación.

A pesar de esto, hay algunos retos para la consolidación de la industria en el mercado internacional. Por ejemplo, la exportación debe ir acompañada por investigación para el desarrollo de nuevos medicamentos que permitan incrementar el valor de la producción colombiana y, como lo han señalado distintas organizaciones de productores agrupados en Asocolcanna, se debe continuar la discusión sobre la exportación de la flor seca de cannabis que aún no está aprobada, siendo un producto con gran demanda internacional que puede posicionar a Colombia sobre sus vecinos en la región.

Aún así, las proyecciones son beneficiosas para la industria, pues según Fedesarrollo las exportaciones de aquí a 2030 podrían ser cercanas e incluso superiores a las exportaciones de productos como el banano, las flores o el café; tres productos insignias del país.

Reconociendo la necesidad que tienen los pequeños productores de cannabis de prepararse para iniciar el proceso de exportación, en Ébano Consultores nos convertimos en un excelente aliado para la internacionalización de la industria cannábica, pensando siempre en el crecimiento de las Pymes de este sector en el mercado global.

Comentarios